Juan

Juan

miércoles, 14 de septiembre de 2011

LA JUSTICIA QUE CUENTA

Ayer tuve un día negro... Donde las muestras de abuso, poder corrompido, sistema judicial ineficiente, abogados que solo trabajan para asegurarse lo suyo, el dolor de la impotencia, la sensación de desprotección y el cachetazo de realidad que una vez mas me demuestra que solo hay "justicia" para los que tienen poder... Triste, muy triste... Decepcionada, deprimida, desorientada ¿En qué creer?...

Hoy amanezco con la cara hinchada de tanto llorar y descubro en mi pagina de Facebook que llegamos a los 9.000 seguidores... Y vuelvo a llorar, esta vez de plena satisfacción, porque la sorpresa de hoy me hizo recordar que desde hace 6 años sostengo un proyecto, un objetivo, transmitir la pasión por el arte del mosaico que me ayudó tanto a recuperarme del pico de stress laboral, agorafobia y ataques de pánico, todas patologías causadas por el abuso y acoso emocional en el trabajo... El mosaiquismo me dio motivos y fuerza para recoger mis pedazos como teselas, y con ellos reconstruirme a nuevo... El beneficio que me dio horas de mosaiquear quise comunicarlo y transmitirlo... Hacer mosaico no es una manualidad mas. Hacer mosaico es hacer el ejercicio de reconstruir con pedazos algo hermoso... Es recordarnos y darnos ánimo a que todo aquello que parece de descarte o está roto, puede ser pieza importante para algo nuevo... Siempre se puede volver a empezar... Y mientras durante seis años esperé que con mi demanda se hiciera justicia, que no se hizo, de forma casual o causal la justicia se manifiesta de otra manera... Tengo respuesta a mi proyecto, a mi objetivo, tengo quienes me siguen, me quieren, me admiran y reconocen, tengo el respeto de mis pares y el amor de mis alumnos... Una vez más, después de la gran decepción de ayer en el juzgado, vuelvo a recoger mis pedazos y con ellos haré mi mosaico que compartiré con todos ustedes... GRACIAS, con lagrimas en los ojos GRACIAS, pero esta vez de felicidad!!!

2 comentarios:

Margit dijo...

Al leer lo que escribias me sentia tan identificada con tus palabras, emocionante me alegro que los mosaico te llenen de plenitud y de alma , a veces cuesta expresar lo que uno siente y creo que atravez de los mosaico es una forma Linda, me encanta los colores,la combinación de ellos,
cambia la forma de ver las cosas , hace tiempo buscaba algo no se...Creo que lo encontre, aunque no conozco la técnica pero aprendere y una vez me alegro mucho por ti Fernanda aunque no te conozca
margit_jav_2009@hotmail.com. Santiago

Alejandra dijo...

Me "pegó" lo que nos contás, tan emotivamente. Mi trabajo de reconstrucción personal después de "terremotos" emocionales muy fuertes viene desde hace tiempo, por otras vías, pero también, haber descubierto esta técnica, poder hacer con mis manos a partir de pedacitos inútiles en sí mismos, algo hermoso, me alegra también, como a vos, el alma.Lo mismo me ha pasado, fijate también la analogía, cuando conocí los "vidriecitos de colores" o sea vitrofusión. Y las horas de estar concentrada, viendo, poniendo asi o asá una piecita con el pensamiento sólo en eso, o buscando alguna forma o color en vidrio, me ha llevado a una manera de felicidad que no conocía. Y a querer conocer más y más sobre esta manera de arte(y terapia!). Tus palabras me emocionaron, entendí mucho lo que querés decir. Y sí, siempre hay modo de encontrar que crezca la belleza de entre los pequeños restos que dejó un temblor.